miércoles, 8 de abril de 2015

Turn OFF brain.


OFUSCAR: Trastornar, conturbar o confundir las ideas, alucinar. (RAE.)

(Aveces me pierdo tan fuera de mí que tiendo a desconocerme, y para poder entenderme escribo y así. Aquí una de las razones por la que temo a mi mente.)


*ME.

Hay días buenos, días malos y días hechos de mierda (porque empiezan y terminan en ella).

Un día malo normalmente se compone de situaciones jodidas, pero estas situaciones no tocan tu centro y equilibrio, entonces cuando retornas a tu punto madre todo pasa y se puede superar en un san se acabó y ya.

Pero este día de mierda caló hasta mi centro y ya no salían palabras de mi boca, sino ladridos y gruñidos; y todo mi límite para soportar un día común se reduce a su décima parte, odio todo y espero que todos me odien aun más.

Me recuerdan tanto a los colerones de mi padre...  adivinen qué, el fruto no cae muy lejos del árbol ¿Cierto?.

Días de mierda multicolor, en todas cantidades y formas, días en que la vida me parece tétrica y estúpida. Días en los que me siento un ente superior y mi ser se invade de ironía y desprecio en la máxima expresión posible.

Puedo gritarle al mundo entero que es patético e inútil, que todos tiene muy vacío el cerebro y mas mierda que no va a acabar.

Tanta ira y tanto descontrol me jode la paciencia.

*Mala, muy mala.

Para salir de ese estado de ofuscación tiendo a subirle el volumen a la música, esa música formada por extraños ruidos y raro compás donde el solista no hace mas que pegar gritos, esa música apaga mi cerebro y me regresa a mi centro. No, hoy no funciona. 

¿Entonces?.

Me pongo a caminar como si el mañana no existiera, camino como descocida, camino hasta que me duelen los pies y todos y cada uno de los músculos inferiores. 
Ya sé, ya sé, dañar una extremidad de mi cuerpo para curar otra no esta bien, es irracional, pero uds. hace tiempo dejaron de juzgarme, apelo a su comprensión sí es que un ápice suyo quiere intentarlo.

*Demonios.

Así partí a ver a mi Caballero y pasar un rato con él.

Él también tiene el poder de centrarme: no exige que hable, que le cuente que me sucede, no me harta con preguntas fisgonas, solo se mantiene sentado bajo el atardecer con su radio al lado y yo sentada en frente suyo observándonos desenfocádamente tratando de comprendernos. 

Su silencio me calma, mi corazón se alenta y mis latidos siguen el ritmo de la otra respiración. Sumidos en nuestra acogedora quietud él mete la mano a su bolsillo y me regala un caramelo de dulce de leche con la tan familiar envoltura amarilla. Ahora solo escuchas el sonido de la golosina abriéndose y la lenta respiración de fondo. Parece que está funcionando.

La puerta suena, es un tío mio que me tiene mucho cariño pero es de un trato algo parco y raro. 

Hoy no tío, hoy ando odiando gente. 

Y pienso que debería largarse ¿porqué tuvo que venir hoy?, mentalmente ordeno que me deje sola con mi Caballero ¿no nota que estorba nuestro silencio?. 

Vuelvo a pensar en más mierda. Esto no va a funcionar.

Me despido antes de estallar y ya estoy tomando el camino de retorno sin siquiera asimilarlo.

Llevo bastantes años sin retornar a pie hasta mi casa por ese camino. ¿Para que ir caminando por el sendero largo si existen el transporte público y las autopistas?. 

El camino tiene una buena vista a las chacras de Socabaya, y el sol cae por todo el pasto y el aire es fresco y suave, y olvido que me duele el alma, ya ni me acuerdo que era lo que extrañaba, pero aún sigo odiando al mundo por ponerme en esta situación, porque mientras mas duro trato de ser normal, mas me distraigo y tiendo a fallar.

*Estos paisajes adornan el sendero.

Bonito sería decir que me logre calmar, pero no.

Salí al cine a ver la primera película que se me cruzó. Es sábado y todo el mundo sale a la calle. ¿Porqué lidiar con todo el mundo cuando quiero mandarlo a la mierda?. Nota mental: Tengo que empezar a pensar mejor las cosas.

Me ubico en la sala en un lugar preferencial, la gente me apabulla como probando mi tolerancia a no odiarla más, y miro a la pantalla pero no estoy ahí,  mi cabeza sigue ofuscada y hoy nada me funciona para apagarla. Los niños de la sala empiezan a gritar y las parejitas se ríen como idiotas.

Mierda y mas mierda que sigue jodiendo mi cabeza. Mierda que está tan dentro de mí, que termina haciéndome parte de su mierda también.

Día de mierda, porque comienza y termina en ella. 


(*¡Chan!, mis ideas lerdas en su máxima expresión, pero al releerlas parezco comenzar a entender de que se trata todo.)

10 comentarios:

  1. En tu favor hay que decir que en todo momento intentas que el día deje de ser de mierda.
    Si no lo consigues no es por falta de voluntad.
    Además te autoanalizas muy bien.
    Ya no puedes hacer más... esperar que pase y ya está.

    Besos.

    Ah, bonitos paisajes.
    Aquí camino entre cemento y zombies.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algo que no cambiaría son esos paisajes, así torture una que otra vez a mi par de pies.
      Un abrazo mi Toro.

      Eliminar
  2. Así hay días, en los que en serio te vas a dormir y deseando que todo el día se borre por completo. De mínimo lograste mejorar el humor?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues la verdad no, me desvelé hasta tarde y del cansancio me dormí u.u

      Eliminar
  3. Ayer tuve un día de esos que dices,, pelea con papá, enojo con hermano, pelea con hermana, enojo con mamá, preocupación, dolor de barriga, pelea con esposo. tiempo hecho mierda. Buen desahogo.
    Besos porque hoy sea un día mejor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue mejor, nada como desahogarse manda al diablo al mundo :).

      Eliminar
  4. Hay momentos que da ganas de mandarlo todo al carajo, pero la vida es así. Cosas buenas y malas. La edad te enseña a controlarte y a no hacer caso a esas cosas que molestan. No vale la pena amargarse en vano. La mejor solución es ignorarlos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora que vuelvo en mí pienso que desperdicio mucha energía cuando me nublo, tengo fe a que algun día mejoraré, espero y no sea tan lejano.

      Eliminar
  5. Hago lo mismo que tu, escucho musica bien acá, bien ahhh ahh putooos todooooss, ahhh. Sino me salgo a caminar por horas, o lo ultimo nadar y gritar bajo el mar. jeje.
    Hay dias asi, he tenido mucho de esos,es horrendo.
    ojala haya pasado, escribirlo te haya puesto en orden y todo mejore
    besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No pues, me gusto esta: putoooooooss, putoooooooos toooooooodos.

      Besitos! ;)

      Eliminar

Y tú porqué no comentaste?, te leo y me doy una pasadita por tu rincón ;)!