sábado, 30 de enero de 2016

Irrealidades de la vida.


Cuídate de los que saben escribir, pues tienen el poder de enamorarte sin siquiera tocarte.


*
A finales del 2014, cuando retomaba esto del mundo blogger; trataba de ponerme al corriente y revisar a cuantos sobrevivieses encontrase de la ya decaída red. Así volvía a leer a un blogger arequipeño al que siempre había admirado.

-Literalmente- Amaba lo bien que escribía para lo joven que era -3 a 4 años menor que yo- y bueno, en aquellos tiempos era solo su seguidora anónima.

Ahora su página tenía el link a su cuenta personal de Facebook, a lo que sin dudar entre a *curosear*, para terminar solicitando su amistad.

Ese fue el principio del fin.
Chan, channnnnn!


Revisaba más y más sus fotos y publicaciones, y veía bastantes luces de inmadurez y altanería que no hubiera adivinado al solo leer lo que él escribía.

"De verdad ese era él?".

En una de las últimas publicaciones promocionaba su libro... wao, tan joven y ya lo habían publicado.

Me sonreía al confirmar que no era la única en apreciar su talento, por lo que con los ánimos renovados programaba asistir a la feria local de libros, donde se realizaría la presentación oficial.

El trajín diario no me permitió asistir la fecha en la que recordaba se haría la presentación; pero si un día después.

*
Pasaba por el auditorio central de la feria, en donde se leía que estaba presentandose el.
"Vaya suerte!"

Entre y me ubique en un asiento atrás, pero la sala no estaba muy llena por lo que se podía ver a todos los concurrentes claramente. Y ahí estaba!, sentado con el cabello algo enredado muy similar a sus fotos, llevando esas gafas negras y un polo casual, luciendo bastante normal.
*Suspiren conmigo porfavor.


Empezó a hablar y bueno, fue un atropello de palabras, armaba frases como para tratar de sonar interesante, pero a mí no lograban engañarme.
Se le notaba vacío, hueco si es que quiero ser demasiado sincera.
Quizás serían sus nervios o cualquier otro justificante; pero terminó de destruir la impresión que me había formado de él.
No pude quedarme hasta el final de la presentación pues no le encontraba mucho sentido, y así me pare para continuar mi recorrido por los demás stands.
*Añada el sonido de algo rompiendose.

----


A que viene la historia Mary?

Pues a que algunas cosas son mejores en nuestra imaginación, que traidas a la realidad.
Creo que es por eso que me encanta mi anonimato y privacidad; porqué eso implica manejarse sin límites, como vivir en una irrealidad de la que no se tiene control y se puede disfrutar al máximo.

Y aunque uds. no estaban para saberlo, creo que no está de más aclararlo cómo para ir cerrando vacíos del blog.

:)

Lo demás se lo dejo a su imaginación, servidos!








4 comentarios:

  1. Qué gran verdad ésa...
    Y es que, a veces, pasar a otro nivel, estropea de una manera irreparable la idea que teníamos de alguien o de algo.

    Es como un amor platónico. Está ahí, suspiras, piensas en él (ella), en lo que podría ser... Pero siempre digo que es mejor dejarlo ahí y no tentar la suerte. Porque luego, el trompazo que te pegas contra la pared es enooooorme.
    jaajajajajaaj

    Besos, Sra. Mary!!!!

    ResponderEliminar
  2. Waoooo... la ultima imagen me re-mato jajajaja
    ....Suspire cuando lo pediste...
    Y si, letras leemos... comportamiento real no sabemos... es tan facil endulzar con lineas...
    ... jajajaja stalkeenme en facebook, casi siempre terminan diciendome que soy igual... "casi".
    Cierta vez un lector de mi blog que ahora es mi amigo... vino desde La Paz, (*otra ciudad de aqui de Bolivia*) a verme, tomamos un capucchino... y tuvimos una placentera charla, y me dijo: "No me decepcionaste" jajajaja... yo dije: lo dira por lo pasable "fisicamente"... porque me senti tonta total! :D jajaja
    XD

    ResponderEliminar
  3. Dicen que no debemos conocer a quienes admiramos: siempre resultan ser humanos y falibles.

    ResponderEliminar
  4. Según yo ya había comentado en esta entrada, regreso a leerte y nada ¬¬ 
    tuve una crisis jajaja...
    me encantó la primera frase de tu entrada

    ResponderEliminar

Y tú porqué no comentaste?, te leo y me doy una pasadita por tu rincón ;)!