jueves, 1 de septiembre de 2016

Llegando tarde al trabajo.


Y aquí estoy, sentada frente a esta inmensa hoja en blanco, tratando de cumplir el reto de escribir unas cuantas líneas cada día que paso sin celular.

Entonces obligo a mi ser a continuar las ya cansadas 9 horas diarias frente al computador, para retomar algo de energía y malgastarlas en un par de líneas sin sentido usuales.

Tecleamos por aquí, tecleamos por ayá y seguimos tecleando por acuyá.

Pues retomando mi celular perdido, hoy toca narrar una de las tantas veces que lo creí perdido, pero no!, siempre se las arreglaba para regresar conmigo :( .

Íbamos rumbo al trabajo y tocaba bajarse, por lo que nos levantamos del ultimo asiento del autobús camino a la puerta. En ese transcurso subia una pareja de hombres bastantes sospechosa. Tengo un sexto sentido para detectar rateros cerca!.

Y claro, el chofer de bus le aprieta fuerte al acelerador y no me toco otra que avanzar a lo loco, intentando encontrar la billetera en la cartera mientras caminaba tambaleando. Me paro justo al lado de uno de estos hombres para observar que se hablan con la mirada, mientras gritan al cobrador: "Baja, baja!".

Óiganme no!, un momentito, ¿donde está mi celular?.

Busco rápido dentro de la cartera aún abierta, pero no hay nada.

Entonces me paro muy firme en la puerta del bus y grito: "Mi celular, no está mi celular, ¡me han robado!."

Mientras toda la gente alterada por mi voz, aprieta fuerte sus bolsos y sus carteras, observo como este hombre me mira aturdido y un sonido seco me muestra mi celular en el piso.

Lo recojo y mientras los guardo tomo aire para lo que sigue: "¡NO LES DA VERGÜENZA ANDAR ROBANDO A LA GENTE!!, ¡LA GENTE QUE SUBE A LOS CARROS A VENDER CARAMELOS TIENE MAS DIGNIDAD QUE UDS.!!, ¿CON QUE CARA PUEDEN MIRAR A SU FAMILIA? ¿QUE EJEMPLO PUEDE DARLE A SUS HIJOS?, ¡TAN SANOS Y COMPLETOS COMO PARA ANDAR EN MALA VIDA!, UD. SEÑORA CUÍDESE QUE ESTOS SEÑORES SON UNOS LADRONES, CIERREN BIEN SUS CARTERAS Y MALETINES, QUE NI EL CHOFER O COBRADOR PUEDEN ADVERTIR QUE CLASE DE GENTE SE SUBE A ESTOS BUSES."

Y ese día llegue tarde al trabajo, porque me baje como a 5 cuadras de mi parada. :P


3 comentarios:

  1. Jajaja, bueno al manos mantuviste la dignidad hasta el final, no???

    ResponderEliminar
  2. Hay que ser valiente para enfrentar así a los ladrones, deben haberse quedado de piedra! Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Qué valiente! Pero hay que tener cuidado, no vayan a ser agresivos los maleantes

    ResponderEliminar

Y tú porqué no comentaste?, te leo y me doy una pasadita por tu rincón ;)!